Presidente de Turquía pide defender la familia ante la “amenaza de la homosexualidad”

Foto: EFE

 

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ha pedido este lunes a los teólogos islámicos turcos defender los “valores de la familia” contra la “amenaza de la homosexualidad” que, a su juicio, erosiona la sociedad en todo el mundo.

“La sociedad se convierte en un juguete para unas pocas personas marginales. Se incita deliberadamente a la perversión, la inmoralidad y las relaciones distorsionadas”, dijo el mandatario en un discurso en Ankara ante una congregación de muftíes, teólogos islámicos registrados por las autoridades religiosas turcas.

Erdogan acusó a los homosexuales de destruir “todos los valores que distinguen a los humanos de otros seres” y agregó que la humanidad pierde altura espiritual debido a la “ideología materialista”.

“En los países occidentales, donde se usan drogas, se observa más violencia contra las mujeres”, aseguró el presidente.

Unas 248 mujeres han sido víctimas de feminicidios en lo que va de año en Turquía, siete veces más que en España pero con sólo el doble de población.

Erdogan criticó que el estado mexicano de Tamaulipas aprobara el miércoles pasado el matrimonio homosexual, ahora legal en todo el país, y dijo que en Turquía se resistirá ante quienes presionan para cambiar la ley.

Subrayó que en los próximos días su partido, el islamista AKP, presentará al Parlamento una enmienda constitucional que no solo blinde la opción de utilizar el velo islamista sino que también proteja la familia que, dijo, es “blanco de medidas perversas”.

El AKP ha señalado que esa enmienda reemplazar la frase que define el matrimonio como “basado en la igualdad entre los cónyuges” con una referencia a “la igualdad entre hombre y mujer”, así eliminando una futura legalización del matrimonio homosexual.

La homosexualidad es legal en Turquía desde 1858, pero rechazada por amplios sectores de la sociedad, y entre 2003 y 2014 se celebraba en Estambul una anual marcha del Orgullo gay, luego prohibida por el Gobierno de Erdogan.

Antes de ganar las elecciones en 2002, Erdogan apoyaba proteger legalmente a los homosexuales, pero recientemente invitó “a toda la nación a enfrentarse a quienes exhiben todo tipo de herejía prohibida por el Señor”.