Salud hace 16 intervenciones en negocios y actividades por violación la Orden Ejecutiva

 

En un esfuerzo por evitar la propagación del COVID-19 y hacer cumplir la nueva Orden Ejecutiva establecida por el gobernador, Pedro Pierluisi, el Departamento de Salud (DS) a través de la Oficina de Investigaciones intervino con 16 establecimientos este fin de semana.

Las intervenciones fueron en San Juan, Caguas y Aguada, en este último pueblo fue un evento social.

Como parte de la fiscalización, los investigadores del DS intervinieron el sábado en la noche en un evento de música electrónica en Aguada donde estaban más de 100 personas. La intervención culminó en el arresto de uno de los organizadores por parte de la Policía de Puerto Rico, quienes también brindan apoyo durante las visitas.

Asimismo, se ordenó el cierre de la farmacia Walgreens en Condado por incumplimiento con los protocolos establecidos por Salud.

En el evento en Aguada, denominado “UNDRGRNDR Sessions”, se intervino con 60 personas por violación al horario establecido por el toque de queda, no usar mascarilla, aglomeración de personas y venta de bebidas alcohólicas sin los permisos requeridos por el Departamento de Hacienda (DH).

Según se supo, el evento, a pesar de ser anunciado en Facebook, era uno de carácter secreto, ya que los interesados desconocían la dirección hasta tanto pagaban el boleto de entrada de forma electrónica a un número provisto. Una vez procesado el pago, los organizadores enviaban la dirección del evento por mensaje de texto.

“El llamado es a la responsabilidad social e individual para frenar el alza en los contagios a causa del virus, como se ha reflejado por las pasadas dos semanas. Mientras algunos piensan que el virus no existe o que no se van a contagiar, tenemos un grupo en intensivo, otros en ventilador luchando por sus vidas.

Las personas tienen que entender que la pandemia no se ha acabado. Necesitamos con urgencia la cooperación ciudadana para detener la cadena de contagios”, sostuvo el secretario de Salud, Carlos Mellado López.

Por su parte, el director de la Oficina de Investigaciones del Departamento, Jesús Hernández, catalogó la fiesta como un descontrol. “Totalmente desafortunado toparnos con un evento donde claramente no había control. Logramos identificar a los organizadores del evento quien será citado ante la ley. Nos mantenemos vigilantes y vamos a continuar haciendo nuestro trabajo”, sostuvo Hernández, quien resaltó que en la actividad se identificó atletas olímpicos, personal de manufactureras, estudiantes de medicina y leyes, profesionales de salud y viajeros que debían estar en cuarentena.

Por otro lado, en el área de Caguas se intervino con 2 Palitos Bar & Grill, El Cielo Wine & Beers, La Vergüenza, Mala Bar, Task Fé, Bolera Service Station, To Go Stores, Huachinango, Mr. Serrano, Gustos, Alacena Bistro & Market y Zam Vka. En el área de San Juan se ordenó el cierre del establecimiento Bakano que opera como barra y no está autorizado a abrir según la Orden Ejecutiva.

Para colaborar con los esfuerzos del DS todo aquel que conozca un lugar que opera en incumplimiento de la Orden Ejecutiva pueden enviar una confidencia través del correo electrónico [email protected]

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.